Katovizate!

24.7.06

The Fountain: otoño 2006


¡Ya está aquí, ya llegó! La nueva (y esperada) película de Darren Aronofsky (Pi, Réquiem por un sueño) está a puntito de caramelo: ya han aparecido el póster y el teaser, y el tráiler acaba de salir del horno. Sin fecha fija de estreno (la Warner no concreta, sólo dice que la veremos en otoño), esta fábula de ciencia ficción protagonizada por los magníficos Hugh Jackman y Rachel Weisz pretende convertirse en la película friki del año y elevar a Aronofsky a los altares de directores de culto tipo Kubrick (o eso dicen). Muy buena tendrá que ser la película para conseguirlo, aunque méritos no le faltan.

Como ya contaba en La Linterna Mágica allá por mayo, la película estuvo a punto de no hacerse por culpa de Brad Pitt, que dejó colgado a todo el equipo poco antes de comenzar el rodaje en Australia. Desaparecida la superestrella de Hollywood, la Warner decidió aparcar el proyecto ya que dudaba de que un producto tan rarito consiguiera por sí solo atraer a la audiencia suficiente. Aronofsky no desistió y, con un presupuesto mucho más ajustado y actores menos conocidos (pero, añadiría yo, mucho más solventes), consiguió salir adelante y hoy The Fountain es, felizmente, una realidad.


Para los que no aguanten la espera, tienen un anticipo en forma de cómic en las librerías especializadas. ¡Y vaya anticipo! En noviembre del año pasado Vertigo Cómics publicaba como novela gráfica el magnífico trabajo de Aronofsky, ilustrado con maestría por Kent Williams. Una maravilla a todo color de 176 páginas donde podemos disfrutar de una aventura emocionante, insólita y épica con cierto tinte esotérico-folclórico. Al dramatismo de la historia, que a veces roza el patetismo (en el sentido barroco del término), se unen unas ilustraciones soprendentes: voluptuosas, pasionales, evocadoras, que consigue traspasar los límites del papel satinado. Aunque el guión es vibrante, la solvencia del grafismo es lo que consigue dar la factura suficiente a The Fountain para convertirlo en una obra interesante y necesaria.

Respecto al argumento, sólo un apunte, que si no, se destroza toda la trama: un mismo hombre entres líneas temporales diferentes (1500, 2000 y 2500) intenta hallar la inmortalidad a través del misterioso árbol de la vida. Sólo éste tiene el secreto que permitirá salvar la vida de la mujer que ama. ¡Uy, me ha quedado como de supertráiler! Pues nada, ahora queda esperar a ver la película: esperemos que tanta expectación tenga su recompensa.

Etiquetas:

3 Comentarios:

Publicar un comentario

<< Home